Block title
Block content

"Crecer en sabiduría a través de los años"

Publicado por: 
ilfameditor

Vivir con una persona de la tercera edad como madre, padre o abuelitos, más que un regalo es una bendición porque nos hacen ver a la vida desde otra perspectiva. Un adulto mayor presenta características importantes que debemos identificar y apropiarlas con el fin de mejorar nuestro estilo de vida, dentro estas cualidades tenemos: sabiduría, madurez emocional, paz, equilibrio, paciencia y perspicacia. Con la edad también viene la experiencia, el discernimiento, la perspectiva, nos volvemos más empáticos, desarrollamos valores, la compasión para conocer y amar plenamente a los demás, la confianza para relajarnos en nuestros mejores atributos, ser más espirituales y especialmente adquirimos la capacidad de conocernos y aceptarnos.

Es indudable que dentro de la familia los abuelos juegan un rol fundamental, los nietos tienen una conexión muy especial, son modelos y mentores únicos, la interacción con sus abuelos enriquecerá sus vidas y los dejará con un depósito de recuerdos inolvidables.

En la actualidad muchos adultos mayores han pasado a ser migrantes digitales, algunas personas con más dificultad y otros con una facilidad increíble, esta migración ha permitido una conexión entre sus familiares, el grupo de amigos y el mundo en general, pues les ha permitido conocer que está pasando en la sociedad.

Por otra, parte ser del grupo de la tercera edad es poder jubilarse y esa palabra viene de júbilo o alegría que, después de tantos años donados al servicio de cualquier profesión u oficio realizado por toda una vida, se podrían realizar las actividades que más le guste con total libertad, sin que sea una responsabilidad sino un disfrute de estás, una persona cercana señalaba que jubilarse es como vivir en el cielo y nos hace analizar la importancia de esa etapa de vida.

Para que esta etapa sea el cielo en la tierra es importante que los adultos mayores cercanos puedan realizar las siguientes actividades:

1. Clases de ejercicios físicos y bioterapia en grupo (ejercitarse a través del baile)

2. Clubes de jardinerías, juegos de mesa, juegos de memoria.

3. Clases de arte, pintura y manualidades.

4. Clases de psicología y nutrición.

5. Conferencias y clases de educación continua.

Además de que estás actividades son recreativas, también permiten mantenerse activos tanto físicamente como emocionalmente, y con el proceso que estamos viviendo estás prácticas muchas personas las están haciendo a través de la virtualidad sin tener que salir de sus hogares.

Definitivamente llegar a los años dorados es toda una fortuna y poder desarrollar relaciones con adultos mayores a quienes admirar y percibir como buenos modelos a seguir, ya sea por su condición física duradera, su perspectiva y experiencia, o simplemente su alegría de vivir, puede ser especialmente inspirador. Por ello, a medida que pasa el tiempo debemos sentir gratitud por la propia sabiduría y las experiencias de vida anteriores, es en sí mismo un factor poderoso para permanecer feliz e inspirado a medida que pasa el tiempo.

 

 

Bibliografía:

Calero Morales, S., Klever Díaz, T., Caiza Cumbajin, M. R., Rodríguez Torres, Á. F., & Analuiza, E. F. (2016). Influencia de las actividades físico-recreativas en la autoestima del adulto mayor. Revista Cubana de Investigaciones Biomédicas, 35(4), 366-374.

Mella, R., González, L., D'appolonio, J., Maldonado, I., Fuenzalida, A., & Díaz, A. (2004). Factores asociados al bienestar subjetivo en el adulto mayor. Psykhe (Santiago), 13(1), 79-89.

Vera, M. (2007). Significado de la calidad de vida del adulto mayor para sí mismo y para su familia. In Anales de la Facultad de Medicina (Vol. 68, No. 3, pp. 284-290).

Autor

Dra. Xiomara Paola Carrera Herrera

Grupo de Investigación Edufam

xpcarrera@utpl.edu.ec