Block title
Block content

BOLETÍN 5: La mujer y el hombre, dos roles fundamentales en la familia

La mujer y el hombre, dos roles fundamentales en la familia
Publicado por: 
ilfam

A la hora de educar a los hijos, ambos, padre y madre, tienen la responsabilidad primaria de cuidar por el desarrollo físico, emocional, social y espiritual de ellos. Cada uno tiene un rol sumamente importante en la vida de un niño, es así que, las responsabilidades que se establezcan en el hogar para el padre y la madre, deben ser de absoluto beneficio para la vida familiar y conyugal.

             Los hijos necesitan de una participación activa y amorosa tanto del padre como de la madre, por ello, la formación no podrá delegarse solo a uno de los dos; y si por razones de fuerza mayor (enfermedad), los hijos tuviesen que estar al cuidado de un solo padre, debe procurarse que sea por un tiempo determinado y que pronto se sientan amados por los dos, a través del cuidado y el diálogo.

            La comunicación oportuna entre los padres logra una buena definición de roles. La familia es un trabajo en equipo… cuando uno de sus miembros falla, todo el equipo se afecta; cuando uno de sus miembros no logra realizar sus actividades, todo el equipo lo siente. Los padres son miembros del mismo equipo y como tal deberán trabajar, poniendo en común todos los dones recibidos, dando dirección y sentido a esa familia.

Si quisiéramos apegar al Evangelio nuestra interiorización del rol familiar, podremos leer en Efesios 5, 22 lo siguiente:

“Que las esposas se sometan a sus maridos como al Señor. En efecto, el marido es cabeza de su esposa, como Cristo es cabeza de la Iglesia…

Maridos, amen a sus esposas como Cristo amó a su Iglesia y se entregó a sí mismo por ella... Del mismo modo los maridos deben amar a sus esposas como aman a sus propios cuerpos. El que ama a su esposa se ama a sí mismo”.

Si deseáramos graficar nuestra interiorización del rol familiar a la vida diaria, podríamos visualizar nuestra familia en un auto:

Papá al volante, mamá en el puesto del copiloto y los hijos en la parte de atrás. Probablemente mamá tenga los centavos para el peaje, el mapa, el agua, la comida para un viaje largo y seguramente sea la que esté atenta a las paradas claves. Quien dirige el volante y sirve con el transporte durante todo el viaje, es él.

Los roles en la vida familiar siempre serán diferentes en cuanto a las funciones de cada integrante, pero iguales en cuanto a nuestra dignidad.

 

Autor: 

Amapola Matute - Docente Investigador UTPL.